LAS PERSONAS ALTAMENTE SENSIBLES (PAS)

¿Qué es la alta sensibilidad?

La alta sensibilidad, no es un trastorno, patología o enfermedad, sino que se trata de un rasgo hereditario de la personalidad. Este rasgo aparece en igual proporción en hombres y en mujeres.

Las personas altamente sensibles son aquellas que poseen un sistema nervioso más desarrollado que la mayoría de la gente. Al tener un sistema nervioso más desarrollado o fino, reciben mucha más información sensorial simultánea y esto suele dar lugar a saturaciones sensoriales.  

Los pilares básicos para ser considerado una PAS:

Para que una persona sea considerada PAS, debe reflejar los 4 pilares que acuño Elaine Aron:

  • Deep processing/Profundidad de procesamiento:

Hace referencia a que las personas con este rasgo, tienden a reflexionar de forma profunda y a dar muchas vueltas a la información que reciben. Esta característica innata, los lleva a ser personas muy perfeccionistas y creativas.

  • Overstimulation/ Sobreestimulación o saturación:

Las personas altamente sensibles, tienden a sobre estimularse o saturarse con facilidad, porque como hemos comentado su sistema nervioso es más fino que del resto de personas y por tanto la cantidad de información que reciben es mayor.

  • Strong Emotions/ Gran emocionalidad y empatía:

Las personas altamente sensibles, presentan una fuerte emocionalidad. Se emocionan con facilidad ante situaciones y sensaciones, y lo hacen de forma muy intensa.

  • Sensitive to subtleties/ Sensibilidad a las sutilezas:

Las personas altamente sensibles, presentan una elevada sensibilidad sensorial. Son capaces de percibir detalles que a la mayor parte de las personas se les escapan.

Características principales de una PAS:

– Presentan una mayor sensibilidad física, es por ello, que en ocasiones se pueden sentir incomodos ante ruidos o luces intensas.

– Las personas altamente sensibles presentan mucha empatía.

– Suelen comportarse de forma educada y prudente.

– Se toman las criticas como ataques, aunque estas sean constructivas.

– Se toman las cosas muy enserio.

– Lloran con facilidad y se preocupan en exceso por sus problemas y los de los demás.

– Son muy observadoras, se fijan mucho en los detalles.

– Presentan dificultad para tomar decisiones.

Cabe destacar, que como se trata de un rasgo, no existe cura para este tipo de personas, aunque uno mismo puede hacer muchas cosas para encauzar dicha sensibilidad. Por ejemplo, aprender maneras de cuidarse mejor, tener en cuenta una serie de pautas que hagan que el mundo exterior te afecte menos… Esto ayudara a la PAS a ganar un mayor equilibrio emocional

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.